Los ataques cibernéticos, o ciberataques, consisten en una seria de acciones cuyo objetivos son destruir o comprometer los sistemas informáticos de una organización. También puede tener como objetivo el acceso ilegal o robo masivo de datos personales, en este caso se denomina cibervigilancia.

Estas acciones delictivas se han vuelto cada día más frecuentes debido a la mayor presencia que tienen las empresas los gobiernos y los ciudadanos en Internet y con el mayor uso de sistemas y dispositivos conectados a la Red.

Los ataques cibernéticos pueden ser llevados a cabo tanto por distintos actores, que se mueven por las motivaciones más diversas:

  • Personas – los denominados hackers – que actúan de forma independiente, generalmente motivados por un beneficio económico.
  • Grupos organizados, con distintas finalidades, tanto criminales (terroristas), como ideológicas (activistas).
  • Gobiernos, en ataques que se enmarcan dentro de una estrategia de ciberguerra, dirigidos tanto a sistemas informáticos de otros gobiernos o a importantes activos públicos o privados.
  • Empresas privadas, en acciones de ciberespionaje.

Ahora que sabemos que es un ataque cibernetico t quienes los hacen, te daré unos consejos.

  1. Comprobar la procedencia de los correos electrónicos
    Una forma muy común de realizar los ataques cibernéticos es solicitarle información vía correo electrónico. Muchas veces no tomamos precauciones y respondemos a correos electrónicos desconocidos. Hacerlo es confirmar que la dirección de correo está activa, lo que da pie a que el ataque avance. Al ser amenazados caemos en la desesperación, pero muchos de estos ataques son automatizados y al que responda se le ataca con más fuerza ya que le han ganado su valor.
  2. Tener contraseñas fuertes
    Todos debemos cambiar las contraseñas con cierta periodicidad. De este modo evitamos inconvenientes y riesgos innecesarios. Además, dichas contraseñas deben ser una combinación de números, letras y caracteres especiales. De igual modo, se debería activar las opciones de seguridad, como por ejemplo, la autentificación de dos factores. Esta herramienta permite agregar una capa de mayor seguridad a la hora de iniciar sesión en sus cuentas.
  3. Tener conocimiento de los riesgos para prevenir ataques cibernéticos
    Muchas compañías realizan foros, talleres y charlas para explicar a los trabajadores del riesgo que representa los ataques cibernéticos. Este tipo de actividad permite que todos los miembros de la organización se mantengan informados durante los 365 días del año. Además evita que se cometan errores comunes. De igual manera si no pertenecemos a una de estas compañías debemos aprender a como securizar nuestra web o nuestras computadoras.
  4. Evitar visitar páginas sospechosas
    No todas las páginas en la web son seguras, por ello es preciso evitar las visitas a sitios desconocidos. En ocasiones, llegan invitaciones al correo electrónico o las redes sociales, aceptarlas podría representar un riesgo. Es necesario tener un antivirus y firewall activado y actualizado.
  5. No permitir que personas ajenas usen sus equipos
    Las visitas no deben tocar nuestros equipos sin permiso o supervisión. Es preciso supervisar que personas sin autorización los utilicen ya que no todas las personas tienen las mejores intenciones para nosotros o nuestros negocios.

La seguridad ante este tipo de ataques consiste muchas veces en prevención, de este modo podemos librarnos de los ataques cibernéticos que ponga en riesgo la estabilidad nuestra o de nuestro negocio.

Si quieres saber más sobre el tema de protegerte de ataques cibernéticos o ataques informáticos, te invitamos a ver el curso “Como hacer de mi web una muralla ante ataques informáticos” impartido por Luis Anaya en la plataforma de Udemy. Además te haremos un jugoso descuento del 91%. ¡No lo desaproveches!

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciseis − 9 =